Origen de las palabras "beso" y "besar".

La palabra “beso” proviene del latín “basium” (acto de besar), y “besar” del latín “basiare” (tocar algunas cosas con los labios contrayéndolos y dilatándolos suavemente, para manifestar amor, amistad o reverencia).

You Might Also Like: